top of page

#22 La Importancia de Adaptar, No Copiar

Este artículo quizás sea un poco distinto a los demás, pero sinceramente, el otro día lo pensé, lo sentí como algo que podía describir, lo anoté en mis notas del celular y ahora estoy escribiendo sobre este "TEMA". No sé mucho por dónde comenzar con esto, no sé si hay un inicio y un final en esto, pero seguramente va a salir algo interesante para que puedas reflexionar al respecto. Veremos si al llegar al final del artículo hay alguna conclusión o simplemente algo para reflexionar.


Consumimos muchísima información en la actualidad. Estamos en una era completamente distinta a años anteriores, y eso puede ser tanto positivo como negativo. Yo intento, en lo personal, utilizarlo como algo positivo, aunque admito que a veces las distintas situaciones me atrapan y cuesta salir de ellas. En fin, quiero que sepan que me cuesta muchas cosas, y aunque soy disciplinado, organizado y muy autoexigente, también tengo momentos en los que me relajo. Creo que es parte de cualquier proceso; no quiero estar en rigidez al 100%. Creo que me fui un poco del tema, pero no importa. A lo que voy es que, al tener tanta información a la mano, muchas personas o sitios nos recomiendan MUCHAS COSAS.


Quiero ser claro. Vamos a ejemplos. Todos vemos o escuchamos en algún lado sobre lo bueno que es levantarse temprano, organizarse con las comidas, entrenar, meditar, invertir, etc. Escuchamos muchos CONSEJOS por ahí, y también muchas evidencias de que realmente funcionan. Nos lanzan una especie de FÓRMULA especial sobre distintas estrategias para lograr lo que queremos, pero muchas veces nos olvidamos de que todos somos diferentes en este mundo y lo que le puede funcionar a uno no le puede funcionar a otro.


No es necesario copiar en un 100% a los demás, ni tampoco creas que los consejos siempre funcionan. Quizás en lo personal (esto es real), me levanto a las 5 a.m. casi todos los días y tengo mi ritual que cumplo todas las mañanas. Esto me ayuda en MI VIDA, me hace sentir bien y me hace sentir que comienzo el día con el pie derecho. Estoy convencido de que, si no lo hago, sé que no me sienta bien. Pero si otra persona intenta hacer lo mismo, quizás no le funcione de la misma manera. Le puede traer frustración, cansancio excesivo, mal humor, etc. Por eso, en la gran mayoría de las situaciones de mi vida y en mi entorno, no aconsejo hacer lo que yo hago. Simplemente, si alguien me pregunta, le comento lo que hago y que a mí me sirve debido a mi forma de vivir y mi estilo de vida. Por eso, no siempre hay que "copiar" a los demás.


Cada persona tiene su propio contexto, pero creo que el punto clave en esto es entender cuál es el objetivo de hacer lo que hacemos. Yo hago lo que hago para sentirme bien, entreno todos los días en F45 porque me hace bien a mi mente principalmente y tengo resultados físicos a su vez. Quizás a otra persona le hace bien salir a correr por la rambla sin importar el clima y tiene el mismo resultado. Quizás a mí me hace bien comer pollo con arroz y verduras, y a otra persona le hace bien comer carne con quinoa y verduras. Quizás a mí me hace bien comer 2 veces al día, y a otras personas les hace bien comer 5 veces al día distribuidos de manera diferente. No hay que pensar que, si no hacemos lo que nos dicen o lo que hacen otras personas (más aún si son exitosas y admiramos), nos va a ir mal. Al contrario, creo que es importante distinguir cuál es el objetivo principal detrás de lo que hacemos e intentar hacerlo en nuestras vidas.


Si nos conociéramos lo suficiente (somos quienes más nos conocemos), podríamos comenzar a distinguir cómo podemos aplicar distintas cosas a nuestra vida. Quizás intentemos replicar lo que hacen los demás, pero al pasar el tiempo lo podemos flexibilizar hacia nuestro estilo de vida. También puede ser que quizás nos sirva exactamente lo que nos dicen los demás, y eso también está genial. Pero TAMBIÉN puede suceder que el resultado sea lo contrario a lo que estamos buscando.


Para que quede claro, nada está bien ni nada está mal. No hay estrategias buenas o malas, solo hay resultados a nuestras acciones, y es nuestra RESPONSABILIDAD hacernos cargo de ellas. No echemos la culpa a otras personas por nuestras acciones. Cuidado a quién escuchamos, cuidado con lo que escuchamos y tengamos cuidado a quiénes seguimos. Estamos llenos de información, y mucha de ella no viene de la mano del contexto de quien la brinda.


Si conoces a alguien a quien admiras y te sientes identificado, creo que es importante sostener y escuchar a esa persona. Pero si sientes que hay algo que te hace un poco de ruido o algo es momento de ver otra cosa, al menos eso es lo que intento hacer en lo personal.


Creo que este artículo no viene con una conclusión final, pero espero que les haya hecho reflexionar al respecto. Me sentí muy identificado con esto, y más en el mundo en el que vivimos. Espero que logren sacar al menos un 1% de lo que intenté escribir en el artículo para sus vidas en general.



3 Preguntas para reflexionar:

-¿Qué acciones o hábitos de otras personas has intentado copiar en tu vida? ¿Cómo te funcionaron?

-¿Cómo puedes distinguir cuándo un consejo es adecuado para ti y cuándo no lo es?

-¿Cómo puedes evaluar la confiabilidad de la información que consumes en un mundo lleno de consejos y opiniones?

Entradas Recientes

Ver todo

#52 Un Hasta Luego

Llegó  el momento que venía esperando, en el día previo a mi cumpleaños Nro 30 (19/04) llega el articulo 52 y ademas el sábado inicia una licencia larga luego de mas de un año Fue un año lleno de apre

#51 Repensar: El Poder de Cuestionar y Adaptarse

Una de las cosas que mas nos cuesta en esta vida es poder cuestionar nuestras propias creencias y opiniones como si fueran verdades incuestionables. Creemos que lo que creemos es la verdad y nos aferr

#50 El ABC para una vida exitosa

Este articulo trata de algo que en lo personal estaría dentro del ABC para vivir una vida como queremos, una vida exitosa y una vida donde tomamos responsabilidad de ella. Este articulo no habla desde

コメント


bottom of page